Urbán celebra que se abran debates sobre la estrategia para las generales

No le "preocupa" tanto "cómo se va a llamar la papeleta" en las generales "sino si tiene potencia para ganar las próximas elecciones". El eurodiputado de Podemos Miguel Urbán, representante del sector crítico de la formación, ve con buenos ojos el surgimiento de la iniciativa ’Abriendo Podemos’, desde la que una veintena de dirigentes autonómicos y municipales reivindican más apertura en el partido, porque ayuda a fomentar el debate interno y externo y a que la formación "no se cierre".

"Todas las iniciativas que abran debates dentro y fuera de Podemos, debates políticos, de ideas y de ver qué hacer, son bienvenidas. Así siempre ha sido Podemos", ha celebrado en declaraciones a Europa Press el también miembro de la dirección de Podemos en la Comunidad de Madrid, donde compitió contra la candidatura oficialista apoyada por la dirección nacional y el secretario general Pablo Iglesias en las elecciones internas para conformar los órganos directivos.

Según Urbán, el principal reto que debe afrontar Podemos es el de "cómo construir la unidad popular por abajo" y para ello es fundamental que el partido "no se cierre". "No es tanto que Podemos se abra sino que no se cierre, que no haga un cierre en falso", ha asegurado, para añadir, no obstante, que estas "dinámicas" no sólo se dan en los partidos sino también en los movimientos sociales.

"Lo que evita que un partido se encierre en sí mismo es el debate, que esté vivo, que haya participación popular por abajo. El documento de ’Abriendo Podemos’ es precisamente en lo que incide y es en lo que yo estoy de acuerdo con ellos", ha enfatizado.

EL DEBATE, MÁS ALLÁ DE LAS SIGLAS

Asimismo, ha defendido que en este proceso el elemento fundamental no son las siglas ni los nombres, sino el debate político y programático. "El debate no es un tema de siglas, sino de cuál debe ser el mejor instrumento para que las clases populares puedan ganar las elecciones", ha argumentado.

Así, aunque Urbán cree que en estos momentos Podemos es "lo potente electoralmente a escala nacional, como signo de cambio y como instrumento de las clases populares", lo que se debe analizar es cómo ser "aún más fuertes". "Eso es un problema más de voluntades, un debate más político y programático que organizativo y de nomenclatura", ha apostillado.

"Hay que ver como se acuerdan las sinergias, pero que no sean sinergias por arriba. Es muy importante que sean sinergias por abajo", ha reiterado, al tiempo que ha defendido que, a su juicio, este debate que debe afrontar la formación hace que no haya "una hoja de ruta cerrada". "Sería absurdo, es normal, se van cambiando los contornos y tú te vas adaptando", ha señalado.

En esta línea, ha enfatizado que ahora "no toca" hablar de la marca para las elecciones generales. "Creo que lo que toca es un estadio anterior. Eso es un debate más organizativo. No me preocupa tanto cómo se va a llamar la papeleta sino si tiene potencia para ganar las próximas elecciones", ha apuntado.

"Habrá que debatirlo. En unos sitios puede ser una cosa y en otros, otra, pero que el catalizador va a ser Podemos, eso seguro", ha defendido, tras destacar la importancia de algunas iniciativas municipalistas ciudadanas, como las ’mareas’ en Galicia, Ahora Madrid o Barcelona en Comú.

Europa Press | Eldiario.es